Destino

Una muesca en la pared,

en la puerta, en tu cara,

fue sólo un mal día,

mañana pedirá perdón,

te colmará de amor,

te dará aquello que tanto ansías:

atención, tiempo, migajas.

Sabes que no parará.

En el fondo lo sabes

¡estás mejor sin él!

Pero es tanto el miedo

y cierras los ojos,

rompes la promesa de la última vez

para hacerla una vez más

frente al espejo mañana.

Cambia, rompe el silencio,

descubre qué tan fuerte eres

mucho mas de lo que piensas,

de lo que jamás soñaste.

Grita desde dentro,

descubre un mundo nuevo,

siéntete libre otra vez

(por primera vez)

Quiérete, quiérete de verdad.

Aprende a caminar (otra vez)

traza tu camino.

Decide…

decide tú el destino

 

 

Valeria Correa 20/06/2018

1 Comentario

Deja un comentario