El “amigo”

Me enfada, siento un revoleo en el estómago, unas burbujitas que suben garganta arriba hasta formar casi un grito de rabia o una blasfemia, aunque  fui fue educada por monjitas castradoras y las blasfemias me  quedan grandes. Pero juro que cuando le veo, se me forman en la parta baja del esófago. Las blasfemias, digo, y bien gordas.

Su rostro, aparece de forma aleatoria,  en una foto de hace años, con las ondas que marcaban su pelo, su sonrisa a la que aún no le saliera el paréntesis de tristura o mala fe que tuvo después, cuando aún la frente no se ampliaba hasta entrar en la frontera de su pelo. Me mira desde la foto con sonrisa bonachona y mirada buena, como pidiendo audiencia,  mientras Facebook me pregunta si no me interesa su amistad. Entonces regurgito la rabia que explicaba y se anuda la blasfemia en la garganta, raspándola como si fuera hiel.

No, no quiero esa amistad. No, no quiero ver esa cara que recuerda mi estupidez y su mentira. Porque le quise, porque la amistad se regala con la generosa alegría de compartir, de ofrecer lo que nos vale: tiempo, escucha, dedicación, esfuerzo, alegría. Y no la supo apreciar. Retracto, sí la aprovechó, claro que sí. A su forma, cobrando dos veces por un trabajo confiado, engañando para sacar unos euros a costa de mi trabajo…Traicionando cariño y vituperando preces. Claro que  fue provechosa la amistad. Disfrutó del resto de amigos que le abrieron puertas y ventanas, disfrutó de mi hospitalidad, de mi tiempo –cuantas horas escuchando cuitas, a fuer de sincera me aburrían, pero era mi amigo, eran suyas y le importaban- Aprovechó mi casa y mi comida. Quizá lo que menos perdono es que dilapidó mi tiempo y utilizó esa habitación de huéspedes que todo corazón lleva consigo, dejándola maltrecha y desguardada para los siguientes que llegaron.

Por eso, cuando Facebook pregunta si quiero ser su amiga, la rabia mechada de una blasfemia gorda y purulenta es la respuesta.

#MariaToca

Sobre Maria Toca 243 Artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

Sé el primero en comentar

Deja un comentario