Mary Wollstoncraft

En solo treinta y ocho años que vivió, Mary Wollstonecraff tuvo una intensa vida, no exenta de controversia.  Pensemos que Mary nació y vivió en el siglo XVIII, fue capaz de escribir una gran obra entre la que destaca Vindicación de los derechos de la mujer,  con la que estableció las bases del feminismo. Escribió novela, relatos, poesía, relatos de viajes. Mantuvo  relaciones poco convencionales que la tuvieron al borde del escándalo en su época. Tanto en su vida personal como literaria rompió tabúes y moldes. Tuvo amores frustrados antes de casarse con Willian Godwin, el padre del anarquismo. De esa relación nació , Mary Shelley, autora de Frankestein.

 

El  padre de Mary Wollstonecraff , fue hombre violento, que maltrató a la madre durante toda su vida,  malgastó una herencia que hubiera permitido a Mary una soltura económica a lo largo de su vida. Siendo casi una niña, tuvo que proteger a su madre y hermanas del violento carácter del padre erigiéndose en protectora de la familia.

Fue mujer de  grandes amigas, manteniendo una relación con ellas de hermanamiento . Una de ellas, Fanny Blood, tuvo gran ascendiente sobre ella.  Las hermanas  Wollstonecraff  y Fanny, abrieron una escuela en Newington Green, zona inconformista por excelencia.  A lo largo del tiempo, Blood, decepcionó a Wollstonecraft ya que no estaba tan implicada como ella en la lucha feminista, comprometiéndose con un hombre y dejando un poco de lado los sueños concebidos juntas. No obstante siempre se mantuvieron unidas, cuidando Mary de ella, hasta su muerte, producida por un parto.

Obligada por necesidades económicas a trabajar de institutriz en Gran Bretaña lo hizo en casa de la familia Kingsborough. Fueron momentos duros para Mary ya que  se siente desolada por la muerte de la amiga y marginada por la escasez de salidas profesionales para la mujer, quizá por ese motivo comienza a escribir de forma compulsiva. Poco después, decide emprender su camino como autora, cosa heroica en aquellos tiempos donde la mujer no tenía cabida social si se encontraba sola.

En Londres, mantiene una relación con Fuselli, que está casado, al que propone una relación abierta a los tres, cosa ante la que la esposa de Fuselli se espanta. Rechazada por el artista, decide marchar a Francia, atraída por los sucesos revolucionarios. Escribe Vindicación de los derechos del hombre y continúa su producción literaria.

En Francia vive la experiencia revolucionaria con pasión, se enamora perdidamente de un aventurero américano, Gilber Imlay.

En su libro Vindicacion de los derechos de la mujer, Mary rechazaba el componente sexual de la pareja, siendo Imlay quien despierta su pasión y su interés por el sexo. Queda embarazada de su primera hija, Fanny. Sigue escribiendo incansablemente mientras tanto. Debido a la situación revolucionaria en Francia, se hace peligrosa la estancia en el país  para los ingleses, decide inscribirse como pareja de Imlay, que pronto la abandona. Volvió a Londres, para buscarle. Él la rechaza y ella intenta un suicidio con láudano. Posteriormente, viajó por Escandinavia con su hija y una criada, reflejando sus peripecias en las cartas que enviaba a Imlay, al que sigue amando y buscando recuperar.

Llega a su vida Goldwin, de forma pausada, para convertirse lentamente en un gran amor, deciden casarse al quedar ella de nuevo embarazada. Fue ese el momento en que se reconoce que nunca se casó con Imlay, habiendo tenido una hija ilegítima con él, cosa inverosímil para la pacata sociedad de entonces. Ninguno de los dos eran partidarios del matrimonio ni de la convivencia estrecha por tanto deciden  vivir en dos casa separadas, comunicándose en ocasiones, por carta. Fueron felices manteniendo, ambos, su independencia. La relación acabó con la prematura muerte de Mary, al nacer su hija del mismo nombre.  El parto fue bien, pero la placenta se rompió produciendo una infección, cosa frecuente en aquellos años, muriendo después de tres días de agonía.

Goldwin, escribió unas memorias llenas de amor ,  en las que confesaba la vida privada de Mary, sus intentos de suicidio, la ilegitimidad de su primera hija, cosa por las que fue vilipendiada quedando su obra marcada, debido a lo inconveniente de sus actos.

Mary Wollstonecraft,  ha sido conocida más por su vida que por su inmensa obra, en la que definió las claves del feminismo y de los derechos cívicos de la mujer.

Su obra más radical fue la novela: La Historia de María, Mary, manifiesta la desconfianza ante el matrimonio, al que considera cárcel de la mujer, la vida de sumisión y alejamiento social que produce. Tan solo salva la amistad femenina como salvaguarda de la libertad.

Es autora de una obra ingente, ya que su Vindicacion de los derechos de la Mujer, puso el fundamento del feminismo moderno. Más tarde: Vindicación de los derechos del Hombre, lo hizo para la parte masculina de la población.  Tuvo una intensa y rompedora vida, que se desarrolla, como decimos en pleno siglo XVIII. Mary Wollstoncraft, es considerada la madre del feminismo moderno, una gran precursora y un portento de producción literaria.

#MariaToca

Sobre Maria Toca 241 Artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

Sé el primero en comentar

Deja un comentario