No es que vayas, «chavala» es COMO vas.

Llevamos días dando vueltas y más vueltas al derecho de hacer mítines en cualquier sitio, en lo sufriditos que están los pobrecicos de C,s porque les censuran, les coartan la libertad de expresión y no les dejan  hacer su campaña como ellos desean. Pobres. Que mala y rabiosa es esta izquierda abertxalona y kale borrokona. Uy. Abren los informativos con la dureza de las imágenes de esa chica…o “chavala”, de Arrimadas, sufriendo y penando cual Virgen Dolorosa en Viernes de Pasión –eso sí, con una sonrisa de malota que se sale con la suya que espanta un poco porque no la dejan expresarse. Dolor y pena por esta España que se desmenuza y se rompe sin que nadie haga nada por impedirlo. Bueno, sí, ellos, los Riveritas, sí hacen. Van a sitios estratégicos a defender la  rojigualda y la integridad nacional con mucho empeño.

Lo curioso, lo verdaderamente curioso, es que en esos sitios han ido y van otros y jamás pasó nada. Lo curioso es que he paseado por las calles de Errenteria y oiga, que no han olido mi españolidad y me han corrido a ladrillazos.https://www.naiz.eus/eu/actualidad/noticia/20190418/a-favor-del-futuro-a-favor-de-errenteria Ni una sola vez. Ni en Ordizia, ni en Donosti… A Vic, no he ido, pero prometo visita en cuanto pueda, aunque sea por ese embutido tan bueno que allí maceran. Imagino que recorreré sus calles como recorrí las de Begur, Cadaqués,  Púbol, Port Lligart Girona, Sigtes, (ahí no me insultaron pero me cobraron el parking y el café cual enemigos irreconciliables, confieso) y cualquier punto de Barcelona y oigan. Nada. Ni un mal insulto que llevarme al telediario. Incluso –¡oh! ofensa cruel- en cuanto sintieron que hablaba castellano, dejaban su lengua vernácula y se pasaban a la mía.  Sin exclusión, que espanto. Ni un mal insulto. Ni una mala mirada, que desespero.

Y me hace pensar ¿no será que no es que vayan sino CÓMO van? No será que si alguien viene a mi casa y me llama borroka, violenta, amiga de terroristas, me cabreo y doy un buen puñetazo en la mesa y les mando a mudar.  Si la “chavala” Arrimadas va a estos pueblos tal como se la ve en los debates, con aire chulesco, macarra, barriobajero, y la marquesa de Cuellilargo enviste con su gesto de oler mierda a toda hora… ¿ustedes que harían? Mucho me temo, que lo mismo que los mozos de pueblos de algunas tierras remotas ante forasteros chuletas: tirarles al pilón.

 

Quizá sea un problema de formas, de corrección política, de educación y no de españolidad o de exclusión. Yo no puedo ir a casa ajena a insultar y si lo hago me expongo a llevarme gorrazos. A menos, claro está, que sea eso lo que busco. Porque abre informativos. Porque todo augura un mal resultado y hay que hacer titular como sea. Y el cómo sea es emplear esos modos matonescos para epatar y salir en los papeles y en la tele. Y gratis, oiga, porque un mitin que no se da, un mitin en Vic o en Errenteria, es baratito, poca megafonía y mucho móvil grabando. Poco argumentario y mucha victimización. Me pregunto a veces, cuando veo los lamentos ante la falta de libertad de expresión si, pongamos, Unidas Podemos monta un chiriguito en Cuelgamuros, o mismamente dentro de la Almudena ¿qué pasaría? Aun tenemos frescas las imágenes de la señora abofeteando a la chica de Femen cuando mostró sus senos en el Valle. Y la que se montó cuando se entraron en el recinto de la iglesia de la Complutense. ¿Recuerdan? juicio hubo y hasta acto de fe pidiendo perdón al señor Obispo.

 

Les confieso que no vi el debate, ustedes perdonen, sé que debiera haberlo hecho, por mi labor ante ustedes, pero no tuve cuerpo, que quieren que les diga. Me molesta mucho esos aires de matonas de barrio, aunque sea de barrio alto, como es el caso de la marquesa Cuellilargo. Me molesta la gente sin educación, que corta las respuestas, que enviste, que repite mantras: “traición, España, indulto, Cataluña, pacto con terroristas…” y vuelta a empezar. Tengo los suficientes años como para darme cuenta de largo de su juego. No hay argumentos. No hay cara para salir y decir:sí, soy de un partido (o he pactado y pactaré con un partido) que ha robado a manos llenas, que tiene a la plana mayor  procesada o en capilla. Sí, soy de un partido de delincuentes, pero mire, perdonen, vamos a cambiar y lo haremos mejor”. No hay capacidad ni valentía para reconocer la puñetera cloaca que ha sido este país en los últimos ¿ocho? años. Y tienen que agredir, insultar porque si dejan hablar lo mismo alguien de la izquierdita les tapa la boca.

Y esa es otra. Cansa un poco la inoperancia del PSOE, y la calma chicha del resto de partidos ante la estulticia y la marrullería de esta derecha ultramontana que padecemos. Todo apunta a que los chicos y chicas de la izquierda quieren dar la impresión de ser buenicas, de aducaditas, de correctitas. Y a mí lo que me parecen (perdonen, el exabrupto)  es que son pusilánimes. Porque si a la marquesa y a la “chavala” le plantas cara y le sueltas un rediós con todo lo robado y la suciedad que mantienen y  lo mismo achantan. Admito que pueda equivocarme y se saquen réditos a esa actitud tan “ponderada” pero se me llevan los demonios. Quizá por eso escribo en un magazine humilde y no hago política de altura. Me falta temple.

 

María Toca

 

https://www.cuatro.com/todoesmentira/aurora-nacarino-ciudadanos-pillada-micro-abierto-ordenes_2_2740005105.html

Sobre Maria Toca 641 Artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

1 Comentario

Deja un comentario