Somos mar

 

La mar, que muere suave

hasta besar la playa, en la que

los inquietos niños y niñas

chapotean entre

 las últimas espumas.

La mar, que rompe rabiosa

en los acantilados, esculpiendo

extrañas formas en las rocas,

donde el pescador, paciente,

lanza su caña sedienta

de capturas.

La mar, que enfurecida

reclama el tributo

en vidas humanas

de sus humildes súbditos,

cual rey caníbal,

insaciable.

La mar, que como madre

generosa, abre su vientre

para inundar de pesca

las villas marineras.

La mar, eterna canción del

bardo, refugio de enamorados,

mudo testigo de promesas

rotas o respetadas.

La mar, espejo servil

del caleidoscopio celeste.

Obligado camaleón,

siempre sumiso

al caprichoso viaje

de la nube inquieta.

El mar… la mar…

 principio y fin

de nuestras vidas:

¿Qué sería de nosotras

y nosotros sin ella?

Nada, sencilla y simplemente,

nada.

Náufragos y naufragas de nuestra propia

existencia.

Somos mar y eso nos eleva.

 Jesús Gutierrez Diego.

(Enero 2021, Cantabria e Islas Canarias.)

Sobre Jesús Gutierrez Diego 25 artículos
Ingeniero Técnico Químico. Nacido en Santander, residente en Las Palmas de Gran Canaria. Escritor. Recibe diversos premios en relato tanto infantil y juvenil como adultos. En 1971 publica con Isaac Cuende el libro de poemas "Carne Viva" como consecuencia es procesado en Consejo de Guerra y cumple año y medio de condena. Sigue publicando y recibiendo premios diversos.

2 comentarios

Responder a Obdulia Maria Pilar Lavín Cea Cancelar respuesta