Alva Myrdal

Alva Myrdal

 

«Hemos visto esta competición, esta carrera por construir arsenales excesivos sin sentido. Mi mensaje aquí hoy tendrá que ser que creo que el mundo está enfermo».

Alva Myrdal, 1982 al recibir el Premio Nobel de la Paz

 

 

Nació Alva Reimer, en la ciudad universitaria de Upsala, Suecia, el 31 de Enero de 1902 cuando el país era eminentemente agrícola, pobre y patriarcal. Su familia era de extracción campesina. El padre, Albert Reimer, no tenía estudios pero era gran lector, la animó siempre a aprender. Alva no pudo  ir a la escuela porque en su tiempo a las niñas no se las permitía asistir pero  Albert, contrató a una profesora para que le diera clase  en casa. El hombre tenía  intereses  sociales y políticos, con ideario socialista reuniéndose  en su casa  un grupo de amigos para debatir sobre política. Alva, recordaba años más tarde que asistía a esas reuniones, en silencio, pero muy atenta a todo lo que se decía en ellas.

Consiguió ir a la Universidad con beca  estudiando sociología en Upsala, Estocolmo y Ginebra, a la vez que era una ferviente lectora de todos los libros que había en su casa. Durante sus estudios mostró interés en investigar la política social y la enseñanza .

En 1924, durante una excursión en bicicleta al campo, conoció en casa de unos parientes a Gunnar Muyrdel, que era un estudiante adelantado a su tiempo. El joven quedó impresionado por la cultura y la capacidad de Alva y desde el primer encuentro unieron sus vidas como compañeros formando una pareja a nivel personal como intelectual. Gunnar estudiaba economía y derecho,  manteniendo interés por las formas sociales de esta ciencia. Poco después se casan.

En 1929, consiguen una beca para ir a EEUU durante un año. La pareja que ya tenía un hijo, Jan, para entonces, lo  deja con la familia, cosa que años más tarde se lo reprocharía duramente a la madre sobre manera, admitiendo ésta su marcha como un error.

Cuando llegan a EEUU, el país más rico de la tierra está bajo  influjo de la Gran Depresión, Alva queda impresionada por la diferencia social que existe. Comprueba la desprotección absoluta que padece la clase trabajadora bajo los auspicios de un liberalismo que ha hecho crisis por el crack del 29 dejando en la más absoluta penuria a la mayoría de la población trabajadora que no tiene protección del Estado. Alva piensa que eso jamás puede ocurrirle a Suecia, y junto con Gunnar, que se ocupa de la parte económica, escriben un libro donde exponen su ideario y las recetas para solventar las diferencias sociales desde un prisma socialista y feminista. Publican en 1934 – «La crisis en la cuestión de la población» (Crisis in the Population Question) que sería determinante en la cimentación de la social democracia y del estado sueco y su consiguiente bienestar posterior.

En Suecia la natalidad había caído hasta límites alarmantes. La pobreza y la falta de apoyo social hacen que apenas se tengan hijos. Alva Myrdal, comprende que no es posible generar subidas de natalidad a menos que la mujer se sienta segura y apoyada por un estado que la proporcione guarderías y comedores gratuitos para sus hijos, a fin de poder integrarse en la vida laboral, así como una vivienda asequible, amplia y cómoda. Solo cuando el bienestar social se cumple la natalidad sube y la economía florece como consecuencia de la seguridad que poseen los habitantes. Myrdal, cambia el axioma de que el ciudadano debiera servir al estado por el contrario, es el estado quien debe servir a la ciudadanía proporcionando la seguridad asumiendo como propios los cuidados familiares. De esta forma, la comunidad arropa a la mujer y a la familia al conseguir una conciliación entre la vida laboral y la familiar desde una óptica feminista y de marcado acento socialista. De esa forma, Alva Myrdal y Gunnar se convierten en los arquitectos del modelo sueco de justicia social y políticas socialdemócratas.

Gunnar Mydal, antes incluso de que Keynes publique sus teorías económicas, abunda en un sustento económico para el nuevo estado. Años después, en 1972 recibirá el Premio Nobel de economía por su aportación a la ciencia económica.

Ambos cónyuges, construyen con sus escritos y documentos, que realizan para el estado sueco, lo que es el sustrato de la social democracia y el entramado del modélico estado de bienestar sueco. Se apoyan, naturalmente, en unas cargas impositivas importantes para sostener las medidas sociales del estado.  Los impuestos sin implementados de forma piramidal, aportando más quien más tiene y recibiendo más  los desfavorecidos de la sociedad. De esa  manera se construyó un país modélico además de transformar un pueblo pobre, agrícola y patriarcal en el modelo de poder económico, con leyes feministas y progresistas.

Podemos decir que Alva Myrdal fue la constructora de ese estado.

Vivió el terror de la II Guerra Mundial, que la dejó un marcado sesgo pacifista, dedicando la segunda parte de su vida a luchar por el desarme mundial.

Comienza su carrera en pos de ese fin, en 1949 cuando es nombrada Directora de la Oficina de  Asuntos Sociales  de la ONU. En 1951 dirigió el Departamento Ciencias Sociales de la UNESCO, de 1955 hasta 1961 es nombrada embajadora de Suecia en India, Birmania, Sri Lanka y poco después Asesora especial para el Desarme del Ministerio de Asuntos Exteriores.

En 1962 consigue un escaño en el Senado, desde el que sigue su combate político para conseguir un desarme real, fue elegida para encabezar la Delegación sueca en la Conferencia para el Desarme en Ginebra. En 1972 fue nombrada ministra para el Desarme  del gobierno sueco, que compaginó en 1969 con el ministerio de Asuntos Eclesiasticos. Desde 1972 a 1973 es ministra sin cartera y participa encabezando el equipo en la Conferencia para el Desarme.

Alva Myrdal, con la colaboración de Gunnar transformó un estado de los más pobres de Europa, compuesto por granjeros, donde sus habitantes emigraban a EEUU en busca de futuro en un país poderoso y justo. Las teorías desarrolladas por ella se basaron en un concepto socialista y feminista de alta intensidad que supo traspasar a de la teoría a la práctica.

Como suele ocurrir, el brillo de Gunnar Myrdal opacó en parte el suyo. Renunció a nombramientos para colaborar con las teorías y trabajos de su marido sin ser correspondida de la misma forma. Gunnar era un hombre brillante, economista de gran prestigio que consideraba a su esposa ayudante en sus proyectos, mostrándose celoso en alguna medida por el prestigio ganado por Alva.

También fue injustamente tratada por uno de sus hijos que le achacó (a ella, mucho menos a su padre) no haber sido lo suficiente cariñosa ni estar el tiempo necesario con él. Jan Myrdal, su hijo, se volvió contra ella escribiendo un libro muy duro criticándola como madre. Ella de forma premonitoria, años antes había dicho: “Dado que en el campo de la crianza de los padres existe la situación extraordinaria de que el producto está en condiciones de juzgar tanto al productor como al proceso de producción, es casi inútil aspirar a la perfección.

«Una vez que tienen la edad suficiente para leer literatura psicológica, muchos niños, de todos modos, culparán a sus padres por cometer uno u otro pecado o ambos”

Jan Myrtel, confesó que detestaba a su padre y a su madre porque nunca le dieron amor…La otra  hija de la pareja, supo contrarrestar lo dicho por Jan dando una versión diferente y amorosa de sus padres y sobre todo de Alva Mydal.

Por pionera, visionaria y constructora de un estado del bienestar que aún hoy añoramos en demasiados países consideramos a Alva Myrdal una de las personas más importantes del siglo XX a nivel político y social. Recibió el Premio Nobel de la Paz junto al mexicano Alfonso García Robles, en 1982.

Murió en Erstoc, Suecia, el uno de Febrero de 1986. Poco antes, el primer ministro sueco y sucesor ideológico de los Myrdal , Olof Palme la visitó rindiéndole el homenaje debido.

  • Otros libros publicados por Alva Myrdal son:
    1941 – «Nación y familia»
  • 1956 – «Los dos papeles de la mujer» (con V. Klein)

1976 – «El juego del desarme

Y recibió además del Nobel, entre otros los premios de:

  • Premio Albert Einstein de la Paz

Premio de la Paz de la República Federal de Alemania

María Toca Cañedo©

 

Sobre Maria Toca 1089 artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

2 comentarios

  1. Me entusiasma la organización social y política de Suecia, pero desconocía su procedencia.
    Gracias María. 👏👏

Deja un comentario