Penes rancios y fascistas

Ya los tenemos. A las hordas. Han llegado y tal que los barbaros inundaron el Imperio Romano, ellos han aposentado sus reales en Ayuntamientos y Comunidades…esos antros tan denostados hasta ayer por los mismos que hoy ocupan poltronas. Las diecisiete comunidades que sobraban, decían y pregonaban, con voz estentórea y cruzada de salivazos. En cuanto pillaron puesto,  arrimaron  ascua  a su sardina y como primera medida de gobierno se subieron el sueldo de forma sideral y luego ya, se pusieron a gobernar. Y a decir cosas.

Lo de gobernar, es risible, queridos/as lectoras, porque las hordas lo que han hecho, después del sueldo, ha sido  apresurarse a quitar las banderas del Orgullo que ondeaban de forma aleatoria en las diferentes  fachadas municipales o autonómicas. Quitarlas y amenazar con denuncias de no hacerlo, amparándose ¡criaturas! en no se que falso articulo de una ley que solo ellos conocen. Porque, como gente de pocas luces y mucha mala baba, oyen campanas sin saber dónde. El concejal ultra del Ayuntamiento de Mérida , Francisco Piñol, en breve soliloquio expresó su temor de que si dejaban la bandera arco iris, a poco más, llegarían de seguido  la bandera pederasta.https://www.elsaltodiario.com/lgtbifobia/francisco-pinol-%28voxmerida%29-equipara-bandera-lgtbi-pederastia Que vayan ustedes a saber en la mente enferma y revenida de polvo y guano del edil, qué bandera es esa. Lo mismo la confunde con alguna eclesiástica porque es bien sabido que la pederastia, si anida en algún sitio, es en el seno de la Santa Madre Iglesia y no entre las huestes del denostado colectivo lgtbi. Habría que enseñarle al bueno de don Paco, el de Mérida, las miles de denuncias que se han producido, admitidas ya hasta por la iglesia oficial, y mire que les ha costado. No, los gays, lesbianas, queer, trans…no violan niños, son los padrecitos que hicieron del confesonario y de la sacristía un harén depravado.

Seguimos, con las perlas, que ustedes habrán escuchado al principio con asombro para normalizarlas después de un tiempo. Lo de que las mujeres tenemos mal carácter, o somos beligerantes por la falta de pene, no lo vimos venir. Confesado queda. Pensábamos que ya nos habían tirado suficiente basura encima, con Freud a la cabeza por la consabida falta de…pero no. Quedaba por decirnos el Presidente del Parlamento Balear, Gabriel Le Senne la verdadera causa  de nuestros enfados. Nos falta el pene. Por eso surgió Femen, las Bostonianas y hasta debe ser la culpa de que Amelia Valcárcel tenga tanta mala leche y mala sombra. Le falta el pene. Como yo, que a buen seguro que con ese apéndice no les daría a ustedes la turra cotidiana en esta, su casa. Me falta el pene. Chimpún.

https://www.epe.es/es/baleares/20230620/gabriel-le-senne-nuevo-presidente-88924706

Lo de Marta Fernández, presidenta a su vez del Parlamento de Aragón, no debe de ser por faltarle pene sino por sobrarle silicona tuneando su cara de Chuzki (el muñeco aquel terrible) en versión femenina. Pocas veces veremos tal nivel de estulticia, mal gusto, insultos soeces y penosa educación que la de esta moza que campará por las cortes aragonesas poniendo orden. Sí, la función de la presidencia de las Cortes es poner orden, dar la palabra, cortar exabruptos y conducir a los parlamentarios por una correcta legislatura. Ella se ocupará de todo eso por decisión del PP, doña Marta Fernández la insultadora siliconada.

 

Que desde el Parlamento balear, la presidenta Marta Prohens, ceda poder a ultramontanos da bastante risa. No me imagino yo a los bravos ultras poniendo orden en Ibiza, denunciando escándalos y desnudeces como hizo  el policía murciano, que se vino arriba deteniendo a Rocío Martín por enseñar teta en un concierto del Orgullo. Vayan, vayan, queridos tarugos a esa Ibiza en la que gobiernan, en pleno agosto a ver si se les cura la ranciedad.

Porque son fascistas…sí, seguro, pero lo que resalta en estos primeros momentos es que además, son muy rancios, muy lerdos, muy antiguos. Escuchando a la ursulina Llanos Masó que también presidirá el Parlamento de la Comunidad Valenciana, y sobre todo viendo los dibujines que llevó -entusiásticamente, la chiquilla- de penes variados al Parlamento hace un tiempo, mostrándolos con alharaca y lubrico tono, mientras tronaba con voz de monja vieja, que eso se enseñaba en los colegios. Penes. Penes grandes, colgones, cargando a la izquierda, derecha, centrados, capotados y diminutos también. Para mí tengo que esa gente tiene problemas de alto voltaje sexual y una cierta obsesión mal disimulada además de  pulsiones mal digeridas porque no se entiende la manía que tienen todos ellos con el sexo. Y con los penes.

Cada día una locura nueva. Como en una distopía irreal e ilusoria nos despertamos con una boutade a cuál más depravada y extraña, hasta el punto que nos preguntamos ¿de dónde sale esta gente? Como decíamos en un artículo anterior, no existe mucha gente tan rara en nuestro país. Claro que me dirán ustedes que les han votado, pero no es lo mismo. Me niego a pensar que el votante de esos tarugos sea como ellos. Que hay locos, lo tengo muy claro. Hace poco he recibido una sarta de insultos por una viñeta que dibujaba a Putin de forma divertida. A Putin. Me acusaban y de rebote a La Pajarera Magazine, de hacer caldo gordo a la OTAN. Nada menos.

Por si  dudaba del desbarre de algunas personas,  mi trabajo ante el publico de treinta y cinco años, más los que llevo en estas páginas me ratifican que hay locura suelta a cascoporro. Sí, pero no tanta como los votantes de ese partido cloaca.

¿Qué lleva a una persona normal a votar a simios? Imagino que el miedo al futuro, que son gritones, populista que aluden a las vísceras y a un discurso facilón que resuelve problemas sistémicos de un plumazo y quien sufre de incertidumbres quiere soluciones raudas, por poco elaboradas que estén. Luego los cabestros, toman esos votos aceptan los cargos que antes vilipendiaban, se suben el suelo y a vivir cuatro años de p.t madre. Ustedes me entienden.

Hace un tiempo, el menudito alcalde de Madrid, soltaba la perla de que eran fascistas pero sabían gobernar. Pues, lo primero, sin duda. Lo segundo ni sombra. Subirse el sueldo, quitar derechos, obsesionarse con penes y orgías sexuales que ven por los rincones de cualquier sitio, eso sí. Lo de gobernar, no tanto…miren hacia Castilla León  con ese García Gallardo que parece el hermano feo del Kent de la Barbi y verán ustedes que lumbreras.

Claro que este circo le viene de perlas al PP. Hermanos gemelos, como bien lo aclaró Esperanza Aguirre en su bronca a la  sobrestimada María Guardiola.Son de los nuestros”, afirmó la condesa que tira motoristas policiales. Y doña María, que nunca fue la Juana de Arco que nos dibujaron los medios (que jartura de jabón la dio Ferreras, por diosito) se achantó y ya se ha ofrecido a fregar el piso y cocinar a los integrantes del partido cloaca. Su asesor, Martínez Vares, como en los buenos tiempos de la “famiglia” recibió el fuego amigo suficiente para saltar por los aires y dimitir asustado como un conejo por  las “formas” del partido mafioso. Que se lo pregunten a Cristina Cifuentes, como funciona la famiglia, si lo dudan…O si doña Rita Barberá pudiera saltar de la tumba y hablar. Ay, patrone, cuanta cabeza de caballo cortada hay en las camas peperas y que buenas novelas negras saldrían de ese pozo negro que es Génova 13 y sus sucursales extendidas por territorio nacional. Les juro que daría años de vida por escuchar por agujerito. El Planeta me caía, seguro.

A Martínez Vares le hicieron dimitir mostrando unos audios de llamadas personales que la prensa de cloaca, Inda para más señas, había conseguido sabe dios como, imaginamos que Villarejo dejó sustituto al frente de las cloacas. Lo que ignoramos es que tendrán sobre la pobre María Guardiola para realizar una rendición tan humillante como indigna y entregar una consejería a Vox, cuando juró por cien honores no hacerlo jamás. Ay, que malo es el fuego amigo, no se ha enterado la buena de María que escamotear una miaja de poder a la banda mafiosa de Génova 13 es jugársela. Y más cuando su presidente es amigo de Marcial Dorado. Capichi...

El despiporre de Vox, nos produjo resquemor, al principio, pero les confieso que como en las malas películas de miedo, se le ven tanto los costurones de imbecilidad, que ya dan risa. Con esos argumentos conspiranoicos, negacionistas de la ciencia, del cambio climático, que piensan en la inoculación de chis o de sulfuros negros en las vacunas y la imaginativa procacidad que les hace ver penes orgiásticos por las esquinas de Moncloa, por los chiringuitos feministas, y por el lobby gay.

Dan risa, pero no nos equivoquemos. También daba risa el tipo aquél que solo tenía un huevo, con el bigotillo chaplinesco, o el Franquito (que también tenía solo un huevo, ¿será por eso el origen de su furia?) de voz aflautada al que en los cuartos de banderas llamaban Paquita La Culona, y miren la que liaron.

Lo que no tengo duda es que mientras los mastuerzos iletrados e infames hacen el mono en público, el PP afila sus uñas y dientes para abrevar los fondos europeos, que es lo importante. Para ello, para tener los dineros a mano, poco les importa vender o regalar el país a infames perturbados con mermadas percepciones intelectuales. Les dejan jugar al fascismo mientras van llenando las arcas de sobres para volver a los claroscuros de la más terrible corrupción que, no España, sino Europa, ha padecido. El gobierno de la “famiglia pepera” El partido más corrupto de Europa, que tenía una organización presta para delinquir, según digna sentencia judicial.

Mientras los voxeros juega, el PP corrompe. Y eso, queridas/os lectores, es lo que nos jugamos, volver a repetir una Gurtel, Punica…etc. Mientras tanto, esperemos que el circo no acaba, nos durará cuatro infaustos años.

María Toca Cañedo©

 

Sobre Maria Toca 1570 artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

1 comentario

  1. Cuantos votantes ya se estarán arrepintiendo de su voto y los que no, lo harán pronto, mira lo que ha pasado hace poco con los ganaderos en Castilla León.
    Salud

Deja un comentario