Feminismo y Vargas Llosa

Me tiembla el pulso. De rabia. Lo confieso, también un poco de pena. De todos los males que nos han acusado a las feministas, el de querer acabar con la literatura, es el más perverso. Y lo hace él. Lo hace el escritor al que admiro y he leído con devoción desde que era púber y descubrí La ciudad y los perros. Lo hace un hombre conservador, es cierto, pero muy inteligente, del que Rosa Montero dijo que quizá era el entrevistado más listo con el que se había topado. Mi admirado Varguitas.

¿Qué es lo que no entiendes, Varguitas?  Porque hacer una crítica a la temática de la literatura no es anularla ¿Se te ha corroído tanto tu mollera comiendo Ferrero Rocher que se ha anquilosado ante la percepción de que dices estupideces que ni tú mismo te crees?

No, Varguitas,  me permitirá una pequeña explicación. Lo que el viento se llevó, es una enorme película, la habré visto más de veinte veces, puedo recitar diálogos enteros. Me gusta todo de ella. Sin embargo, Varguitas, es una peli racista hasta el paroxismo. Y la veo y la juzgo. Amo con el más profundo de los amores a don Benito Pérez Galdós, no obstante, observo en su literatura un tufo patriarcal tremendo. Le sigo leyendo con devoción, considero que mi religión es galdosiana, pero lo constato porque existe y al existir lo veo. Y lo cuento. ¿Menoscaba esa explicación el genio de Don Benito? No, pero el mío si no lo constatara, sí.

¿Quemamos libros las feministas? Jamás, querido Varguitas. Ni queremos, ni pedimos censura. Constatamos una realidad y por eso usted nos insulta. Defenderemos con una saña que usted desconoce, la libertad, no lo dude,  pero sí leemos lo que hay. Y lo que hay es que en Lolita (maravillosa, grande, suculenta novela de Novókov que he leído dos o tres veces con veneración) hay pederastia. Como hay machismo en la novela y el cine negro, como hay apología de la prostitución y una visión sesgada, maniquea y falsa, muy falsa, en sus novelas, como la de Pantaleón y las visitadoras. Y más. ¿Dejo por ello de adorar sus libros? no. Y eso es lo que me diferencia de usted, además de no ser una genia, no tener el Nobel y no gustarme la vida encapsulada  que lleva, querido: El que soy capaz de distinguir el trigo de la paja.

Si los ojos feministas analizan la literatura, el cine, el arte en general y señalan su machismo, no es censura… Tan evidente que me parece insultante tenerlo que decir. Es estudio comparativo y social. No queremos quemar libros, queremos que se siga escribiendo con otra perspectiva, porque al poner el ojo en la distorsión patriarcal, cambiamos de mira. Y de eso se trata, porque la literatura es vida, y la vida no puede vivirse sin arte. Si la literatura es machista, racista o xenófoba, la vida se impregna de esos valores negativos. Escribir es el acto sublime de libertad porque creamos universos donde habitan seres tan reales como nosotras. Si estos seres son  tan dispares bueno es señalarlos. No para borrarlos, no nos insulte con su exabrupto, querido Varguitas, pero sobre todo no se insultes a usted mismo,  con esas aseveraciones tan perversas y estúpidas. No son dignas de una mente preclara por mucho que se encuentre obnubilada por circunstancias que se me escapan. Una pena, porque desde ahora voy a considerarle mucho menos listo. Más alienado.

 

María Toca

 

Sobre Maria Toca 477 Artículos
Escritora. Diplomada en Nutrición Humana por la Universidad de Cádiz. Diplomada en Medicina Tradicional China por el Real Centro Universitario María Cristina. Coordinadora de #LaPajarera. Articulista. Poeta

9 Comentarios

  1. Es difícil. Si es la voz del escritor siendo machista y racista o todas las demás aseveraciones si que se debe mirar con cuidado su obra. Si es la voz de los personajes lo perdono, porque así tu dices, es la realidad, y si el contexto de la historia y el personaje lo amerita no queda más. Hay que hablar de prostituta, se habla de prostitutas, hay que hablar de supremacía blanca (porque así piensa el personaje) se habla.
    No se, la verdad, a cual de las dos te refieras, porque las obras de Vargas Llosa no las he leído, a otros escritores latinos si, pero a él no. Desconozco si es la voz del escritor o la voz del personaje.

    • La crítica que le hago a Vargas Llosa viene por una artículo publicado en el País (prensa española) de ayer domingo, donde acusaba al feminismo de ir en contra de la literatura, porque diversas autoras, están(mos) haciendo una revisión de obras con ojos feministas. Jamás querríamos que ninguna fuera censurada, ni cambiada…nunca. Lo que sí hacemos es ver el color de las obras y poner el contrapunto feminista. No critico la obra de Vargas, al que adoro como autor, su obra y su genio son incuestionables, es a sus opiniones políticas a lo que me refiero en el artículo. Triste, muy triste que un genio caiga en banalidades fáciles, acusando a un movimiento como el feminismo que tiene como bander la libertad, de querer censurar y querer reescribir la literatura. Acusación falaz, y melevola, que me duele porque viene de un autor al que admiro tanto.
      Gracias por participar, Zayr, de nuestro pequeño hogar de @LaPajareraMgzn, que la hacemos entre todas. Un saludo

    • Pues sí. A mí también me gusta como escribe y nadie le descalifica como escritor, otra cosa son las opiniones vertidas en el artículo al que hacemos referencia, que son falaces y muy estúpidas, en mi opinión, que por supuesto puede no compartir. Decir que las feministas somos enemigas de la literatura y queremos censurar, es calumnioso a la vez que incierto. Saludos, Domitila y gracias por su aportación

  2. dices que no censuras, pero intentas regular al decir “queremos que se siga escribiendo con otra perspectiva”, y añades que la literatura debe impregnar la vida con valores positivos. Esto, para mi, linda con la censura, una censura velada. En esto hay que tener mucho cuidado porque el arte en general no tiene una función moralizadora en la sociedad, si le damos esa función tendríamos que modificar el concepto mismo de arte.

    • En todo caso -y le aseguro que no- sería autocensura. Jamás, jamás, se nos ocurriría poner la mano sobre una obra personal, pero estamos en el derecho de señalar el machismo,racismo, xenófobia ¿Considera racista Lo que el viento se llevó? Yo sí, y una gran película. No entenderlo es retorcer nuestros argumentos para ver lo que se quiere ver y ensuciar el ideal femistas, tan limpio como pocos.
      Saludos, Daniel y encantada de debatir con usted

  3. A mi me parece un gran escritor Vargas Llosa, pero deje de leerle hace años por éso, por machista y racista encubierto. Volví a leerlo con El Hijo del Celta, y ahí me encontré con que es un incoherente redomado; ¿o sea que exalta a un patriota irlandés del IRA ( movimiento independentista que triunfo a primeros del siglo X X en Irlanda) , pero se permite atacar a movimientos de la misma índole que se dan actualmente en España, pero pacifistas???
    Seamos serios.
    Gracias Maria por tu mente clara.

    • A ti Rosa, por ese análisis tan certero. No he leído el Hijo del Celta, creo que es lo único que me falta. Toda su literatura me parece fantástica, con Conversaciones en la Catedral, como monumento literario. Machista ha sido siempre,porque es hijo de su cultura y de su tiempo, en cambio ha defendido los derechos lgtb a ultranza, debido, quizá, a que su hijo es gay. Eso le honra. Después de sufrir la decepción con Cuba, y sus largas disputas con Cortazar y García Marquez, fue moviéndose hacia un conservadurismo de corte liberal, en los últimos años se ha posicionado de forma incontestable en los aledaños de la escoria política, con sus apariciones en FAES y apoyando a Esperanza Aguirre (que berrinche me cogí leyendo aquél artículo que le dedicó , Él, se mostraba admirado de semejante sujeta) En fin. Salvemosle como literato, porque es de los grandes. Lo de los últimos tiempos no tiene nombre. Un abrazo Rosa, y admiremos su obra, a él lo olvidamos.

Deja un comentario